Alrededor de 1.000 menores fueron hospitalizados el miércoles en Estados Unidos a consecuencia de la covid-19, una cifra récord de ingresos diarios de pacientes infantiles desde el inicio de la pandemia.

Los datos del Departamento de Sanidad y Servicios Humanos (HHS por sus siglas en inglés) dados a conocer este jueves revelan que 951 menores fueron hospitalizados el miércoles en todo el país tras casi triplicarse el número de ingresos infantiles en las últimas dos semanas a consecuencia de la variante ómicron.