Lo que significa el logo de Alejandro

Lo que significa el logo de Alejandro

Antes de la escritura, nuestros antepasados se comunicaban mediante dibujos, así es como dejaban plasmada su historia o sus costumbres.
En nuestros días, las marcas se comunican con sus clientes mediante imágenes. Esas imágenes son logos y logotipos que van dirigidos a millones de personas. Un logo tiene la encomienda de dejar en las personas una huella durante un buen tiempo.
Un logo puede quedar grabado en solo un parpadeo. Desde luego que las palabras también son muy importantes, pero el diseño de logos y logotipos, consiste en reducir un mensaje a la mínima expresión.
Todos los días vemos en todas partes miles de marcas que se nos han vuelto comunes, y por lo mismo, no nos ponemos a pensar qué es lo que significan. Algunas marcas nos dicen mucho más de lo que vemos en esas imágenes.
Los logos de las marcas más conocidas tienen mensajes ocultos o subliminales. Lo subliminal es aquello que es percibido pero quien lo ve no tiene conocimiento de lo que percibe.
Hace años estaban permitidos los mensajes subliminales en las películas: insertaban una imagen entre los fotogramas de la película y se condicionaba al espectador a comprar lo que se ofrecía en la tienda del cine. Hoy eso está penado por la ley.
Para explicarlo más gráficamente, aquí les pongo algunos ejemplos de logos que tienen mensajes ocultos  subliminales.

FedEx: Es la marca de una empresa de envíos. Si observamos entre la E y X, encontraremos una flecha que representa “hacia delante”. Ese es el mensaje de FedEx.

La marca Adidas es muy conocida, y su logo no nos dice nada en sus tres franjas blancas, pero en realidad se trata de una montaña que invita a las personas a superarse todos los días.

Amazon: Parece que se trata de una cara sonriente, pero no es así. La “sonrisa” arranca en la letra A y termina en la Z. Con esto indica que en la empresa puedes encontrar todo tipo de artículos desde la A a la Z.

Un mensaje subliminal puede hacer cambiar la actitud de una persona. Aunque según los investigadores, esos mensajes no producen un efecto poderoso ni duradero a menos que se bombardee a la gente con la misma imagen por todos los caminos que frecuente.
Es algo así como la publicidad política en nuestra entidad.

Todos los partidos políticos promueven a sus candidatos a través de imágenes, y dentro de estas hay unas bastantes siniestras, como la de Benjamín Robles Montoya, por ejemplo. O la insípida imagen de Pepe Toño Estefan, que casi nadie la recuerda por apocada.
En la publicidad de Alejandro, llama la atención la cola tan larga que hace la J. En realidad se trata de una imagen subliminal. Es un arma de las más usadas en Irak y en el medio oriente. Tal vez, el diseño intencional en la propaganda de Alejandro, no es más que una muestra de poder sobre el pueblo de Oaxaca. Aunque puede ser una preocupación por el intercambio de sentimientos. O una advertencia de la rudeza que se viene sobre nuestra entidad.

Vivimos en una cultura de la imagen, y donde el opio del pueblo es la propaganda política, cuya arma más eficaz es la de persuadirnos que los signos son las cosas.
La manita roja que se encuentra en la parte superior de la jota, no es más que la empuñadura del sable y abajito de ésta, aparentemente se encuentra la bandera de México. Le sigue otra bandera, esa es la de Irak, solo que sin la caligrafía cúfica que significan “Alá es el más grande”.

Facebook: Horacio Corro
Twitter: @horaciocorro
horaciocorro@yahoo.com.mx

You might also like

Horacio Corro

Ruidos de Marcial Maciel en Oaxaca

En el 2008 murió. En el 2010, muerto, hizo mucho escándalo, y hoy, 4 años después, vuelven a resonar sus huesos desde el mismísimo infierno. Sabedores de esto, los Legionarios

Horacio Corro

¿Te gustaría ser político?

En serio que yo me he puesto a pensar muchas veces sí me gustaría ser político. Yo creo que por mi poca capacidad no podría saltar de una responsabilidad a

Horacio Corro

Las drogas y la drogadicción

Como todos sabemos, se han levantado muchos foros alrededor de la legalización de la mariguana. Hay muchos que dicen lo bueno y lo malo la cannabis, pero pocos son los

Horacio Corro

Triángulo

La semana pasada comí en uno de esos restaurantes de moda. Mientras degustaba una rica milanesa, todos los comensales nos volvimos hacia la puerta por el aspecto de una pareja

Horacio Corro

¿Y pa’l calor?

Quien haya leído la obra del francés Albert Camus, “El extranjero”, recordará que al señor Meursault, el protagonista de la novela, le preguntaron, “¿Por qué mataste al árabe?” Y él