Rusia demanda a Ucrania por impago de deuda

Rusia demanda a Ucrania por impago de deuda

www.excelsior.com.mx

www.excelsior.com.mx

MOSCÚ.

Rusia demandó hoy a Ucrania ante los tribunales internacionales por el impago de una deuda de 3 mil millones de dólares, una muesca más en el permanente conflicto entre ambos países.

Lamentablemente, Ucrania demostró que no estaba dispuesta a entablar negociaciones en un espíritu de buena voluntad, a lo que le exhortamos no sólo nosotros, sino también el Fondo Monetario Internacional (FMI)”, dijo el ministro de Finanzas ruso, Anton Siluanov.

Por ello, agregó, “la única solución a este asunto era acudir a los tribunales, que es lo que hemos hecho”.

Este contencioso tiene mucho de político, ya que Moscú concedió a Kiev dicho crédito en diciembre de 2013, después de que Ucrania renunciara a firmar el Acuerdo de Asociación con la Unión Europea (UE) y apostara por restablecer plenamente las relaciones comerciales con su vecino del norte.

Esa decisión del Gobierno ucraniano provocó una ola de protestas que desembocaron en violentos disturbios y en el derrocamiento en febrero de 2014 del entonces presidente, Viktor Yanukovich.

Las nuevas autoridades acusaron entonces al Kremlin de intentar comprar voluntades con la concesión de ese crédito y, una vez el país estuvo al borde de la suspensión de pagos, se negaron a devolver el préstamo.

Precisamente, Siluanov recordó hoy los “vanos” llamamientos a Kiev a entrar en razón y aceptar la reestructuración de una deuda que fue calificada de “soberana” por el FMI, por lo que no se puede reestructurar como en el caso de las compañías privadas.

El presidente ruso, Vladimir Putin, hizo a Ucrania una propuesta de reestructuración muy cercana a la realizada por los acreedores privados, a razón de mil millones de dólares anuales entre 2016 y 2018, que Kiev rechazó.

Ante el empecinamiento ucraniano, Putin ordenó acudir a los tribunales, aunque curiosamente esta decisión no se plasmó hasta el estallido ayer de una profunda crisis política en Ucrania con la fallida moción de censura contra el Gobierno.

Rusia impuso hoy una demanda judicial ante el Alto Tribunal de Justicia de Londres, conocido por “tramitar de manera imparcial los contenciosos entre las partes soberanas en relación con el incumplimiento del pago de deudas por obligaciones en euros”.

Siluanov se mostró convencido de que el “proceso judicial será abierto y transparente y los derechos de Rusia, como acreedor, serán defendidos por una corte prestigiosa e independiente”.

El ministro ruso destacó que dicha demanda sienta un precedente histórico y auguró que el moroso, en este caso Ucrania, “tendrá que lamentarlo”.

Rusia está convencida de que la corte británica le dará la razón y que Ucrania no tiene posibilidad alguna de ganar la disputa, pero reconoce que no será fácil recuperar el dinero si Kiev se niega a saldar sus deudas.

Los activos del (país) soberano (en alusión a Ucrania) se encuentran bajo inmunidad. Si éste no quiere pagar voluntariamente ni cumplir la decisión judicial, el demandante tendrá que buscar por su cuenta activos que no estén protegidos bajo inmunidad”, admitió Serguei Storchak, viceministro de Finanzas.

Storchak, quien considera que la negativa a pagar de Ucrania significa de hecho que ese país ha entrado en suspensión de pagos, puso en duda que Kiev disponga en estos momentos de activos por valor de 3 mil millones de dólares.

KIEV, EN TRIBULACIONES ECONÓMICAS
En diciembre pasado, el primer ministro ucraniano, Arseni Yatseniuk, anunció que suspendía el pago de la deuda rusa “hasta el momento en que se acepte nuestra propuesta de reestructuración o se dicte un fallo judicial”.

Yatseniuk subrayó que Ucrania “está dispuesta a enfrentarse a Rusia en los tribunales” y recordó que el país ya ha reestructurado su deuda con “los acreedores decentes”.

Además de esa deuda, más los 75 millones de dólares de intereses, Kiev también se niega a pagar los 507 millones de otro crédito concedido por Moscú a dos compañías ucranianas: Yuzhnoe y Ukravtodor.

Enfrentados por la anexión de Crimea y la injerencia rusa en el conflicto en el este de Ucrania, ambos países se enzarzaron a finales del pasado año en una abierta guerra comercial.

Rusia y Ucrania suspendieron al unísono el acuerdo de libre comercio que les unía desde octubre de 2011, por lo que ambos países aumentaron los aranceles el pasado 1 de enero, y se impusieron mutuamente sendos embargos alimentarios.

A su vez, Ucrania se sumó a las sanciones económicas occidentales y puso en marcha un bloqueo comercial contra la península de Crimea, territorio al que Kiev también suspendió el suministro de electricidad.

El último contencioso bilateral ha sido la reciente decisión de ambos países de prohibir el tránsito de camiones por sus territorios.

jrr

You might also like

Internacional

La tormenta Hermine deja un muerto en Florida; amenaza a las Carolinas

Los habitantes del norte del estado de Florida respiraron aliviados tras el paso de Hermine, que pegó en la entidad la madrugada de ayer como huracán categoría uno y que

Internacional

Obama viajará a Dallas para rendir homenaje a policías asesinados

WASHINGTON. El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, viajará el martes a Dallas (Texas) y pronunciará un discurso en un homenaje a los cinco policías asesinados el pasado jueves por

Internacional

Régimen sirio libera a fotógrafo estadounidense secuestrado en 2012

El régimen sirio ha liberado un fotógrafo independiente estadounidense que fue secuestrado después de viajar al país en 2012, según dos funcionarios de Estados Unidos. Kevin Patrick Dawes, de 33

Internacional

Venezuela saca la cara por condena de Leopoldo López

  Naciones Unidas, 11 de septiembre.- La canciller de Venezuela, Delcy Rodríguez, defendió la independencia de la Justicia en el proceso contra el opositor Leopoldo López y consideró “peligroso” que

Internacional

Reforzará UE fronteras y acelerará deportaciones para frenar migración

Los jefes de Estado y de gobierno de la Unión Europea (UE) acordaron hoy medidas para reforzar sus fronteras y facilitar la deportación de inmigrantes irregulares, como parte de una