Las cooperativas fantasmas de Daniel “carteras”

Las cooperativas fantasmas de Daniel “carteras”

 

 

 

No cabe duda que en todas partes y en todos los niveles hay corruptos. Aunque unos lo son más que otros. Desde hace siglos, aseguran los historiadores, nuestro sistema político se basa en y se nutre con corrupción y corruptelas.

Este gobierno, el de Gabino Cué, llegó al poder porque nos prometió que se nos haría justicia. Durante su campaña, uno de los temas centrales fue la de combatir la corrupción y que las cosas iban a cambiar.

Apenas estrenado este gobierno, la Contralora Perla Woolrich, dio a conocer los nombres de los exfuncionarios de la pasada administración que se habían enriquecido con el erario público. Se prometió también, que se nos haría justicia. Desde luego que muchos creyeron en esas declaraciones. ¡Así era la fe!

A los pocos días del nuevo gobierno, comenzamos a ver los robos que algunos funcionarios de la actual administración se dispensaban. El problema continuaba con asombrosa eficiencia.

Si consultamos a un biotecnólogo para que nos explique las razones de esa reproducción, nos dirá que la cadena genética política de quienes ocupan muchos de los cargos más importantes dentro del aparato político oaxaqueño, corre por su sangre el lácteo de la corrupción.

Nadie duda que el poder y el dinero se encuentran estrechamente entrelazados y se fortalecen mutuamente.

Lo que seguramente más escandaliza, no es que haya corrupción, sino que se haya hecho con tan poca discreción, con tanto descaro y de la forma más corriente.

Uno de los secretarios más conocidos de esta administración, es Daniel Juárez López, responsable de la Secretaría del Trabajo. Se le reconoce, no por su destacada labor en esa dependencia, sino  porque a los pocos días del gobierno de Gabino Cué, se le ocurrió meterse a una tienda departamental de esta ciudad, y sin él darse cuenta, una cartera de aparador lo persiguió hasta la calle. Se dio cuenta de ello, hasta que uno de los empleados le dijo que la billetera de fina piel que llevaba entre la ropa no la había pagado.

Al otro día, los medios de comunicación dieron a conocer esa información. Sin embargo, los integrantes del gabinete gubernamental, guardaron silencio. Lo cierto es que esas acciones delincuenciales del secretario fueron sus primeros solitos. Meses después, se autotítulo como maestro de la tranza. Desde luego que lo es, pero corriente, burdo.

Esta Secretaría, desde el inicio de la administración de Gabino Cué, ha brindado apoyo a empresas cooperativas. Ha entregado en maquinaria y equipo la cantidad de $1,500,000 (un millón quinientos mil pesos) a 22 empresas cooperativas.

Desde luego que todo este recurso se destinó para otros fines, como capacitación, asesorías, becas de capacitación etc.

El programa, mejor conocido como PACO (Programa de Apoyo a la Economía Social y Fomento Cooperativo del Estado de Oaxaca), tiene como objetivo apoyar a personas desempleadas y subempleadas, así como a jóvenes egresados de los niveles superior y medio superior.

Seguramente, el secretario Daniel Juárez, entendió que el programa conocido como PACO, significaba “Programa de Apoyo al Carterista de Oaxaca”, por lo que se atrevió a falsificar nombres y direcciones de las 22 empresas cooperativas beneficiadas.

De acuerdo a una inspección que hizo este reportero, resultó que las cooperativas beneficiadas no existen en la dirección mencionada ni los nombres de los representantes de dichas cooperativas. Tampoco, aseguran los vecinos, nunca haber existido en ese lugar las cooperativas que según Juárez López, allí se encuentran.

Es el caso de la cooperativa: Taller de carpintería “El Rosario”. Ubicada en prolongación de Circuito 1 Sur No.7A  Col. Fraccionamiento el Rosario. Lo que hay en esta dirección, es una oficina de gestión del Partido del Trabajo.

Cooperativa: Taller de carpintería “La Gloria”, ubicada en calle La Gloria número 15, barrio de El Peñasco, Santiago Súchilquitongo, Etla, Oax. El supuesto representante de esta cooperativa, tiene el nombre de Fernando Martínez Quintero, pero nadie lo conoce en ese lugar. Tampoco, nunca se ha ubicado en ese sitio alguna carpintería.

Cooperativa: Restaurant familiar “La Tía Cata”. Ubicado en Constitución número 405 Centro, Oaxaca. El representante: Humberto Olivera López. En ese lugar se encuentra una consultoría fiscal integral administrativa. El letrero que luce hacia la calle dice “Promoción de Bienes y Raíces”.

Cooperativa: La supercocina “El Sabor de Oaxaca”. Ubicada en Gerardo Varela No. 103 Fraccionamiento La Cascada, Oaxaca de Juárez. En este sitio se encuentra una oficina de gestión de la fundación Colosio. Nadie conoce a la persona de nombre Socorro Elia López López.

Cooperativa: Restaurante “Los Tíos”. Alhelí No. 33 Panorámicas del Fortín, Centro, Oaxaca. Lo curioso de esta dirección, es que este número corresponde a unos terrenos de la familia de este periodista.

Habrá que hacerle una pregunta al secretario Daniel Juárez López: Si se destinaron $500,000 (Quinientos mil pesos), para capacitación y asesorías, más becas de capacitación para apoyar a las cooperativas, entonces, ¿dónde quedó el millón de pesos si ninguna de estas cooperativas existe? ¿Dónde están los apoyos otorgados como sierras circulares, rebajadoras de columnas electrónicas, licuadoras industriales, refrigeradores, hornos de microondas, parrillas con quemadores, etc. dónde?

 

Twitter:@horaciocorro

Facebook: Horacio corro

horaciocorro@yahoo.com.mx

Editor en jefe de Viral Noticias

 

You might also like

Horacio Corro

El tiempo de los ciudadanos y el de la 22

  Desde hace miles de años la gente siempre se ha preocupado por saber qué es el tiempo. Se han escrito libros gruesos y delgados, se dan conferencias, se hacen

Horacio Corro

El aguijón de Pedro Matías

Es frecuente que el aguijón del desaliento obligue a cuestionar la eficacia del oficio del periodista. Después de que el periodista escribe y pública, viene la angustia que provoca el

Horacio Corro

Amenaza de muerte a Luis de Guadalupe

      No se trata de Luis de Guadalupe Martínez Ramírez, presidente municipal de la ciudad de Huajuapan de León, Oaxaca. Se trata de alguien que representa a los

Horacio Corro

Los que quieren ser políticos Por Horacio Corro Espinosa

      Sin duda, la profesión del político es la que peor reputación tiene. La mala imagen que padece este quehacer público ha sido ganada a pulso. Ser político

Horacio Corro

Los caminos torcidos de los candidatos

Cuando alguien anda a salto de mata o en malos pasos, siempre se asegura que anda así, por sus caminos torcidos. El mal comportamiento se atribuye a desviaciones. Y aunque